Buscar este blog

lunes, 4 de octubre de 2010

Falta de voluntad, no de capacidad


Falta de voluntad, no de capacidad

En nuestros días, que está muy de moda hablar de “objetivos del milenio”, observo a muchos mandatarios hablar ante la ONU y quejarse o justificarse ante el hecho de que, la mayoría, alegan que no tienen la capacidad de completar o lograr los objetivos trazados de, entre otras cosas, bajar el nivel de pobreza extrema de 20% en 1990 a 10% para 2015.

Los números simplemente no me cuadran. Desde que se establecieron los “objetivos del milenio”, según los mismos datos de la ONU, la cantidad de personas en pobreza extrema ha “disminuido” un 16%, pero lo calculan en base a que los precios de los alimentos han sido reducidos, no en base a los ingresos reales de las familias. Además, el número de personas sin acceso a agua potable ha aumentado en 100 millones. Por otro lado, la relación del dinero empleado en armamento/guerra y en corrupción/malversación supera 5 a 1 al empleado en educación.

De la misma manera en que los mandatarios alegan falta de capacidad, debiendo afirmar que es falta de voluntad, nosotros solemos justificarnos ante Dios cuando no hicimos lo que debimos hacer. Es más fácil culpar a las múltiples circunstancias que decir “Dios, en realidad ni siquiera hice el esfuerzo” o “Dios, es que empleé mi tiempo en…”. Estoy seguro que nos iría mejor con Dios si dejáramos de justificarnos tanto.

Es tiempo de que pongamos voluntad a la capacidad que ya tenemos.

Salmos 143:10
Enséñame a hacer tu voluntad, porque tú eres mi Dios; tu buen espíritu me guíe a tierra de rectitud


Autor: David A. Guerrero S.

Comentarios:


Angela Bello dijo...
Sea el señor quien nos dé claro entendimiento y aprendamos a dejar la justificación, pues como están nuestros lideres es un reflejo de lo que somos como seres humanos, cada uno tenemos un comprobante estrujado y vencido dentro de un bolso de salir del paso,es nuestra forma de convencer y auto convencernos de que no tuvimos entera responsabilidad.
Trabajemos y oremos por erradicar esa actitud negativa de nuestra vida Cristiana y se reflejará en nuestra cotidianidad. Excelente tema hermano

1 comentario:

Angela Bello dijo...

Sea el señor quien nos dé claro entendimiento y aprendamos a dejar la justificación, pues como están nuestros lideres es un reflejo de lo que somos como seres humanos, cada uno tenemos un comprobante estrujado y vencido dentro de un bolso de salir del paso,es nuestra forma de convencer y auto convencernos de que no tuvimos entera responsabilidad.
Trabajemos y oremos por erradicar esa actitud negativa de nuestra vida Cristiana y se reflejará en nuestra cotidianidad. Excelente tema hermano.